HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

Los convocantes ponen fin a la protesta en Madrid tras congregar a miles de agricultores


(Tiempo de lectura: 3 - 5 minutos)

La Unión de Uniones de Agricultores y Ganaderos ha dado por finalizada la protesta convocada este miércoles frente al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) en Madrid tras congregar a miles de manifestantes procedentes de distintas partes de España.

Hasta 13.000 personas han participado en la manifestación, según la organización agraria, si bien la Delegación del Gobierno ha reducido el número de manifestantes a un máximo de 4.000.

Según Unión de Uniones, de los 1.500 tractores que se han movilizado solo han podido acceder a la capital 500 y apenas 70 han llegado a las puertas del ministerio.

La Delegación del Gobierno ha señalado que la protesta agraria se ha desarrollado por el momento por los itinerarios y las condiciones recogidas en su resolución anunciada el pasado lunes, recurrida por los organizadores y confirmada por el Tribunal Superior de Justicia de Madrid.

Los tractores emprenden el camino de vuelta

Los tractores concentrados frente al ministerio han comenzado a emprender el camino de vuelta sobre las 17 horas, acompañados de pitos y aplausos.

Con música de fondo de “La guerra de las Galaxias” y el himno de España, parte de los manifestantes también se ha ido marchando de la concentración a pie.

El coordinador estatal de la organización agraria, Luis Cortés, ha calificado de “éxito” la tractorada y ha dicho que se quedará frente al MAPA hasta que se marche el último de los manifestantes.

Ha denunciado que a los agricultores “les están arruinando” y ha invitado al ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, a “darse un baño de realidad”.

“Somos agricultores y no jardineros”, ha afirmado Cortés, tras los llamamientos a convocar ya elecciones de representatividad agraria y las críticas a la ministra de Transición Ecológica y Reto Demográfico, Teresa Ribera, por sus políticas ambientales en el campo.

Competencia “desleal” y excesiva burocracia

Otros representantes regionales de Unión de Uniones han mostrado su disconformidad con la competencia “desleal” de las importaciones de terceros países, la excesiva burocracia y la falta de flexibilidad de la Política Agraria Común (PAC).

La organización de agricultores catalanes ha anunciado que pretenden cortar el paso con Francia los próximos 27 y 28 de febrero, y van a poner el foco a partir de ahora en los centros de logística y distribución de alimentos.

Según cifras de Samur y Protección Civil, diez personas han tenido que ser atendidas, entre ellas cinco manifestantes por golpes y fracturas (2 de ellos trasladados a centros hospitalarios) y cinco policías por contusiones (1 de ellos trasladado al hospital).

Algún enfrentamiento con los agentes

Varios tractores se han situado frente al cordón policial lo que ha generado algún enfrentamiento con los agentes en los que el propio coordinador de Unión de Uniones, Luis Cortés, ha resultado herido leve.

Según la Dirección General de Tráfico (DGT), este miércoles ha habido un 4 % menos de intensidad de trafico de entrada a Madrid, comparado con el miércoles pasado.

Ha añadido que no se han registrado afecciones importantes al tráfico en las vías de alta capacidad, excepto en la A-42 en el kilómetro 25 que ha estado cortada 25 minutos por varios manifestantes a pie. Los tractores han circulado por carreteras convencionales.

Otras protestas en España

Al margen de esta manifestación, las tres organizaciones agrarias consideradas mayoritarias (Asaja, COAG y UPA), con el apoyo en algunas regiones de Cooperativas Agro-alimentarias, han convocado para este miércoles actos de protesta en Córdoba, Gran Canaria, Málaga y Murcia, además de una tractorada infantil en Palencia.

También en Aragón han vuelto a las carreteras esta jornada las movilizaciones de los agricultores y ganaderos, que han cortado la autovía A-2 a la altura de La Almunia de Doña Godina, en sentido Madrid; y la N-122 y A-127 en los accesos a la AP-68 y A-68 en Magallón.

Además, unos 600 agricultores y más de un centenar de vehículos, principalmente camiones con colmenas, han ralentizando el tráfico en cuatro de los accesos a la ciudad de Cáceres.

En esas misma provincia, en Plasencia, un centenar de agricultores y ganaderos han protagonizado una sonora manifestación.

En Málaga, cientos de agricultores han tomado este miércoles con sus tractores el centro de la ciudad, procedentes de distintos lugares de la provincia desde las carreteras la A-357 y A-45, hasta reunirse en el Paseo del Parque, el corazón de la capital.

Los agricultores, además, no han venido con las manos vacías: prevén repartir miles de kilos de naranjas y limones del Guadalhorce entre los ciudadanos.

En Murcia, en torno a 2.000 tractores y vehículos agrarios avanzan este miércoles por diferentes autovías y carreteras de la región y está previsto que unos 400 de ellos lleguen a la capital.

Por la mañana se han concentrado en la localidad de Lorca para salir a la carretera A-7 en dirección a Murcia y recorrer las principales arterias de la región.

El Gobierno muestra su respeto

Desde el Gobierno, el ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, ha expresado su máximo respeto a la manifestación convocada por Unión de Uniones en Madrid, y ha manifestado su deseo de que transcurra “de forma pacífica y sin ningún tipo de violencia”.

Además, en el Congreso de los Diputados, ha defendido tres de las 18 medidas que anunció la semana pasada y que responden a algunos de las demandas del sector del campo, como exigir a los productos agrarios que se importan los mismos controles que pasan los nacionales.

Este miércoles, el Senado acoge también en su pleno el debate de dos mociones para instar al Gobierno a apoyar a los agricultores y ganaderos españoles.

Más de dos semanas de protestas

Los agricultores españoles llevan ya más de dos semanas protestando para denunciar las dificultades que soportan por la subida de los costes de producción, las exigencias ambientales en la Unión Europea (UE), el aumento de la burocracia y la entrada de importaciones agrícolas de terceros países.