Quantcast
ÚNETE

Canottiere ve la Guerra Civil española como el principio del fin de la utopía

La artista italiana Lorena Canottiere durante el encuentro con la prensa en la trigésimo tercera edición de la Semana Negra de Gijón, para hablar de la novela gráfica "Verdad". EFE/Alberto Morante La artista italiana Lorena Canottiere durante el encuentro con la prensa en la trigésimo tercera edición de la Semana Negra de Gijón, para hablar de la novela gráfica "Verdad". EFE/Alberto Morante

La ilustradora italiana Lorena Canottiere ha ambientado su novela gráfica "Verdad" en la Guerra Civil española (1936-39), al considerar que este acontecimiento histórico significó el principio del fin de los sueños de libertad.

En una rueda de prensa celebrada este sábado en la Semana Negra de Gijón, donde algunas de sus viñetas se exponen en la muestra "Cómic y anarquismo", la artista ha reivindicado la figura de los integrantes de las Brigadas Internacionales que lucharon en España.

Canottiere, que además ha sido la autora del cartel de esta edición de la Semana Negra, la trigésimo tercera, ha considerado que la Guerra Civil fue "un nudo importante" en la historia, que condicionó el futuro de Europa.

La grafista ha explicado que "Verdad" se inspiró en "Monte Verità" una comunidad hippie de los Alpes suizos en los años 80, pero luego decidió ambientarla en la España de principios del siglo pasado.

Al igual que los comuneros del "Monte Verità", los republicanos españoles creían que era posible una sociedad sin propiedad privada medio siglo antes, aunque sus intentos por construirla fueron aniquilados por las tropas franquistas, ha señalado.

Ha recordado que en España se produjo el primer bombardeo contra una población civil en la historia,- el bombardeo de Guernica (Operación Rügen) fue un ataque aéreo realizado sobre población civil de esta localidad vasca el 26 de abril de 1937 por parte de la Legión Cóndor alemana y la Aviación Legionaria italiana, que combatían en favor del bando sublevado contra el gobierno de la Segunda República Española-, algo que a partir de ese momento fue una constante de los conflictos bélicos.

Canottiere ha explicado que "Verdad" fue la primera obra en la que utilizó solo tres colores primarios, azul, rojo y amarillo, imitando los afiches de la propaganda bélica de la época.

Ha narrado que cuando le mostró los originales al editor, éste le dijo que eran muy bonitos, pero no se podían publicar porque no tenían nada en negro.

Canottiere, que siguió utilizando esta técnica en sus obras posteriores, ha atribuido la respuesta de su editor al "miedo" a romper con los convencionalismos.

La ilustradora utiliza para ellos tintas acrílicas que no se mezclan sino que se superponen, creando imágenes que evocan la técnica del puntillismo desarrollada a mediados del siglo XIX por los artistas del neorrealismo. EFE.