Quantcast
HEMEROTECA
             SUSCRÍBETE
ÚNETE ⮕

¿Qué sabemos de Tomás Meabe?


Tomás Meabe Bilbao (Durango, 15 de octubre de 1879 - Madrid, 4 de noviembre de 1915) / Fundación Pablo Iglesias Tomás Meabe Bilbao (Durango, 15 de octubre de 1879 - Madrid, 4 de noviembre de 1915) / Fundación Pablo Iglesias

El día 15 de octubre se celebraba la efeméride del nacimiento de Tomás Meabe. Fue un día de 1879 cuando nació la persona que estaría llamada a ser uno de los principales fundadores de la organización juvenil del Partido Socialista Obrero Español (PSOE).

De su vida hay muchas cuestiones conocidas como, por ejemplo, que estudió en el Instituto de Vizcaya de la plaza de los Auxiliares de Bilbao (hoy plaza Unamuno) donde conoció a Luis Araquistaín y Gustavo Maeztu. Estudió peritaje mercantil y trabajó en la banca antes de embarcarse en barco viajando por América y Europa tras hacer estudios de náutica. Sabemos que fue en aquellos viajes cuando Meabe tuvo un primer contacto con lectura socialista como indicación de Sabino Arana.

Sabemos de él que a su vuelta decidió involucrarse en el socialismo vasco.

Se sabe de él que pasó por la cárcel varias veces. De hecho, su primera etapa en la dirección del semanario socialista bizkaino «La Lucha de Clases» duró nueve meses y ese tiempo pasó por la cárcel en dos ocasiones, tuvo 13 procesos judiciales civiles y dos militares, para finalmente exiliarse en Francia al tener sobre la mesa la posibilidad de ser encerrado una tercera ocasión. El semanario socialista acumuló en este periodo entre 30 y 40 denuncias. Todo esto sólo entre septiembre de 1903 y mediados de 1904.

Sabemos que, a pesar de nacer en el seno de una familia nacionalista vasca, conservadora y profundamente religiosa, él y dos de sus hermanos ingresaron en el socialismo. No lo hicieron al mismo tiempo, ni con la misma repercusión histórica. No, Tomás no fue el único de los Meabe que abandonó el nacionalismo.

Se sabe que el primero de ellos fue su hermano mayor José Julián. Lo haría sobre el año 1900 y al contrario que la de Tomás su pasó al socialismo no fue tan notorio. El primogénito de la familia no tenía una personalidad tan ardiente. Sin embargo, no fue impedimento para que José llevase a cabo algunas acciones: la formalización de un Centro de Estudios con biblioteca al servicio de los obreros o que fuese obligado a dimitir de su cargo en una compañía minera asturiana por haber ideado un proyecto de cooperativa mediante la cual los obreros pudieran mejorar sus condiciones de vida.

Murió en 1903 con a penas 26 años de edad. Tanto «El Socialista» como «La Lucha de Clases» le dedicaron los días 11 y 12 de diciembre respectivamente un artículo mencionando su muerte y confirmando su participación en el socialismo: «El sábado, 5 del corriente, ha fallecido en Lequeitio, víctima de cruel enfermedad, José Meabe, hermano de nuestro correligionario Tomás, director de La Lucha de Clases. El finado, que era muy joven, gozaba de grandes simpatías en Bilbao. Perteneció, como su hermano, al partido bizcaitarra y, como él, vino al campo socialista atraído por la bondad de las doctrinas que en él se sustentan. Reciba su estimado hermano nuestro más sincero pésame». «El Socialista» (11-IX-1903)

Le siguió el tercero de los hermanos, Tomás. Si bien su militancia fue como un torbellino, la noticia de su entrada en el ideario obrero fue del todo casual a través de una gacetilla publicada por Indalecio Prieto en «El Liberal» en la que hablaba de la fiesta organizada por los socialistas bilbaínos en febrero de 1902 con motivo del resultado electoral del Partido Socialdemócrata Alemán (SPD) y en la que se encontraban Tomás Meabe y Madinabeitia. Por aquel entonces se trataban de dos figuras conocidas del nacionalismo vasco.

Por último, Santiago, quien fuera uno de los cinco primeros concejales del PNV en el ayuntamiento de Bilbao en 1899 y compartiese celda con Tomás. Sabemos que solicitó el ingreso en el PSOE el 28 de octubre de 1917. Aunque después colaboró en el Sindicato de Obreros Vascos y Acción Nacionalista Vasca (ANV) en 1932 volvió a reingresar en el PSOE. En febrero de1939 se exilió en Francia donde tras la liberación trabajó como profesor y perteneció a las Secciones del PSOE de Montpellier y Bayonne, representando a ésta última en el III Congreso del PSOE en el exilio celebrado en 1948.

Sabemos de Tomás que fue miembro de la masonería. En este caso perteneciente a la logia Emulación de Bilbao que entró en el Gran Oriente Español. El nombre simbólico que utilizaba era el de “Cosmopolita”. Fue un tiempo breve el que pasó en la masonería, pero no fue excusa para que el franquismo no decidiese abrirle expediente en el Tribunal para la Represión de la Masonería y el Comunismo. Meses antes del juicio que se celebró en 1943 habían expedido orden de búsqueda y captura. Obviamente no le encontraron porque había fallecido. A pesar de todo ello terminaron condenándole a «inhabilitarle para cualquier cargo del Estado, Corporaciones públicas u oficiales, Entidades subvencionadas, Empresas concesionarias, Gerencias y Consejos de Administración de empresas privadas, así como de cargos de confianza, mando y dirección de las mismas» y ordenando su búsqueda, captura y puesta en prisión.

De él sabemos que tras dirigir «La Lucha de Clases» en Bilbao dirigió «Adelante» en Eibar. Sabemos que tradujo varios libros y que tuvo una profunda relación con artistas, prueba de ello son varios artículos escritos.

Sabemos que vivió en Francia y Reino Unido. Fue en su estancia en londinense cuando Tomás, mientras trabajaba con Araquistain en una edición en castellano de la Enciclopedia británica para la editorial Hispania, tuvo una idea: Caudal. Se trataba de un proyecto filológico similar a lo que ahora conocemos como Instituto Cervantes. Proyecto que nunca llevo a ver realizado y comentó con Araquistain y con José Ortega y Gasset.

Del funeral de Tomás en 1915 sabemos que Pablo Iglesias estaba tan afectado por la repentina muerte de aquel joven que apenas pudo articular palabra. Sabemos que Unamuno y Juan Ramón Jiménez reconocieron a Meabe como uno de los mejores líricos vascos de principios de siglo.

Moría el hombre y nos abandonó el cuerpo. Sin embargo, se elevó el mito. A sus 36 años dejaba tras de sí un corto pero intenso legado de compromiso a la causa obrera. Tal y como escribí, en mi libro sobre los textos escritos por él entre 1902 y 1905 en el semanario socialista bizkaino, sobre el significado de Meabe: «es todo un símbolo, un resistente de la vieja solidaridad, toda una provocación para los ideólogos del integrismo liberal de entonces y del de nuestros días. No como un visionario de revoluciones inútiles, no como algo de usar y olvidar, sino como una ferviente proclama del derecho a rechazar que entre lo viejo y lo nuevo solo podamos elegir lo inevitable y no lo necesario».

De Tomás parece saberse mucho, pero es necesario saber más.

Profesor de Historia en Secundaria. Autor de "Tomás Meabe: escritos políticos" (2013) y "Un siglo de Juventudes Socialistas de Euskadi" (2019).

Licenciado en Historia por la Universidad de Deusto. DEA en Relaciones Internacionales por la UPV-EHU con tesina “Relaciones UE-China: un futuro por delante”. Postgraduado en “Organización jurídica, económica y política de la R.P. China y Taiwán” por la Universidad de Alcalá de Henarés.