HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

José Fraguas, el talento musical de un violín virtuoso en la actualidad


(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

A este joven violinista le caben todas las etiquetas posibles… y alguna más: si atendemos a la definición de “prodigio” acuñada por Hollongworth, se amolda como un guante, pues el artista al que dedico esta columna realiza una actividad sobresaliente y no común respecto a las de su misma edad cronológica. Sigamos: José Fraguas es un violinista precoz pues su “comportamiento” con el instrumento que domina obedece a individuos de mayor edad que la suya, según parámetros del Proyecto Gotcha. Me consta, además, que posee un cociente intelectual superior a 150 (la persona superdotada posee una inteligencia por encima de 130).

Conozco a José Fraguas: es creativo y emocional, generoso y muy animado. Siempre con una actitud atenta y positiva. Cada vez que lo escucho, su música me transporta y me sugiere imágenes y estados anímicos muy motivantes e inspiradores. Es un joven talentoso que resuelve partituras hábilmente, músico de una extrema eficacia interpretativa; su figura, expansiva sobre el escenario, adivina más valores añadidos.

A veces pienso que ha nacido, “defectuoso”, con una extremidad superior de más. Dos brazos y un arco. Sabemos de él que inició sus estudios escolares en Francia donde ya tenía el diagnóstico certero de Altas capacidades y al venir a España pasó un camino de mil exámenes para poder tener un certificado del Estado que le acreditaba como superdotado y en especial como talento musical. Pero, lamentablemente, hay algo que resulta endémico en nuestro país: el reconocimiento, el premio, las facilidades y la ayuda se resienten y se resisten a jóvenes talentos, en especial a los musicales, y sobre todo a los violinistas.

Su ambiente familiar, ajeno a la música, anima y apoya al niño que con 9 años se lo disputan maestros consagrados del violín. Esfuerzos ímprobos, inversión pecuniaria…toda una gesta, digna de los más afamados héroes y como ellos, José con ideas propias, originales y genuinas. Entre muchas anécdotas vitales, recuerda su expulsión del conservatorio francés por “haberse atrevido” a participar en audiciones y concursos sin la autorización del director... estaba claro: ya apuntaba maneras.

No podemos caer en la idea facilona, de que José Fraguas, coge el violín, viene la musa y… ¡¡ya!! Ha trabajado duro desde su más tierna infancia, con una constancia encomiable (el aliento de su padre y de su madre resultó, fundamental) y como se suele decir “pasando las de Caín” y enfrentándose a actitudes diletantes de ciertas orquestas, marcadas por una haraganería histórica, a profesores mercaderes que solo deseaban abultar su propia “bolsaca”, y a becas ya asignadas por criterios poco meritorios. Su personalidad le ayudó a forjarse un autodidactismo más que elogioso, lleno de éxitos internacionales.

Es el momento, pues, de reivindicar el reconocimiento de artistas nacionales, de la casa, que como José Fraguas abanderan la marca España. Él sí que es un profeta en otras tierras y en la nuestra debería ocupar un lugar prominente. Especialista en Vivaldi, Bach, Wieniawski y Brahms, ha publicado tres discos monográficos y trabaja en el cuarto.

Tiene dos máster realizados en España que –según ha confesado a este medio- no parecen servirle de mucho, es psicólogo, buenísima persona, algo solitario y no encaja con esa imagen de músico nocherniego, adjudicada en muchas ocasiones a miembros de dicho gremio.

Fraguas inició su carrera con 4 años y es consciente de que no se termina nunca: en ella sigue, por supuesto, sin cejar en el empeño de arrancar bellísimas melodías a su “tercer brazo”. Al final, lo que más vale son los aplausos y hacer lo que uno siente con una técnica trabajada a base de horas por muy dotado que seas, afirma.

Destaca la existencia del Conservatorio Reina Sofía y otras escuelas de altísimo nivel; lejos queda el estereotipo de una huida a Alemania o a Francia porque allí saben más. Esto ya terminó, pero lo que no cambia es la invisibilidad del músico.

El concierto que se presenta el viernes 10 de diciembre en el Auditorio Nacional de Madrid en su sala de cámara, intentará obtener fondos para la investigación y el impacto del covid en los músicos como el mismo Fraguas ha declarado y de cuyo impacto todavía sigue en tratamiento.

Una gran oportunidad que no debemos dejar pasar.

Doctora en Ciencias de la Educación, Licenciada en Filología Hispánica y Diplomada en Filología francesa. Actualmente Profesora de Lengua Española en la Universidad Pontificia Comillas (Madrid) donde ha desarrollado distintas responsabilidades de gestión.

Ha impartido cursos de doctorado y Máster en Didáctica de Segundas Lenguas en la Escuela Diplomática del Ministerio de Asuntos Exteriores de España y en universidades extranjeras, entre otras: Wharton College, en la School of Law de Seattle University, Université de Strasbourg, y desde 2002, es profesora invitada en la Copenhagen Bussiness School de Dinamarca, en el Tecnológico de Monterrey (México), en la UNAM de DF (México) y en la Universidad de Ginebra (Suiza). Forma parte del claustro de la Universidad de Maroua en Camerún.

Destacan entre sus publicaciones, Con eñe, Lengua y Cultura españolas; Cuadernos didácticos para el guión de cine (C.D.G.); En el aula de Lengua y Cultura; Idea y redacción: Taller de escritura, y ediciones críticas de diferentes obras literarias enfocadas a la enseñanza: La tesis de Nancy, El conde Lucanor, Romancero, Fuenteovejuna…

Asiste como ponente invitada a congresos internacionales, entre los que destaca el último celebrado en La Habana sobre Lingüística y Literatura. Ha participado en la Comisión para la Modernización del lenguaje jurídico del Ministerio de Justicia y en diferentes Jornadas de Innovación docente. Dicta conferencias y publica artículos sobre la interconexión lingüística en traducción.

Su investigación se centra en la metodología de la enseñanza del español (lenguaje para fines específicos) y análisis del discurso.

Actualmente coordina el proyecto de investigación Violencia y Magia en el cuento infantil y forma parte del programa Aglaya sobre la investigación en mitocrítica cultural.

Tu opinión importa. Deja un comentario...


Los comentarios que sumen serán aceptados, las críticas respetuosas serán aceptadas, las collejas con cariño serán aceptadas, pero los insultos o despropósitos manifiestamente falsos no serán aceptados. Muchas gracias.

Periodismo riguroso
y con valores sociales
El periodismo independiente necesita el apoyo de sus lectores y lectoras para continuar y garantizar que los contenidos incómodos que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy con tu apoyo, seguiremos trabajando por un periodismo libre de censuras!
Slider