La organización de las obreras del hogar en vísperas de la Segunda República

“A la memoria de mi abuela Carmen que, siendo casi una niña, tuvo que ponerse a servir en aquella época”

El servicio doméstico, mayoritariamente desempeñado por la mujer en la historia, ha sido el sector laboral peor tratado, sin lugar a dudas, tanto en relación con el régimen jurídico del mismo, como en el reconocimiento de sus derechos sociales. Como dice la historiadora María Jesús Espuny Tomás, la prestación de servicios domésticos no ha sido siempre considerada como una relación jurídica, por razones sociológicas, económicas, y de mentalidad. Por lo tanto, las mujeres que trabajaban en este sector no tenían derechos que sí comenzaban a disfrutar las trabajadoras de otros sectores, tanto en el ámbito industrial, como en el de otros servicios, ya desde fines del siglo XIX. En España, la Segunda República fue el período en el que más se avanzó en relación con el servicio doméstico, al incluirlo en la Ley de Contrato de Trabajo, pero no en la Ley de Jornada Máxima. En todo caso, el sindicalismo socialista luchó por sus derechos, e incluyó a estas trabajadoras en sus propias sociedades obreras.

Los proscritos

La creación de organizaciones revolucionarias formadas por alemanes fuera de las fronteras de los distintos estados existentes antes de la unificación es una característica de la primera etapa del movimiento obrero alemán. En relación con la Revolución de 1830 París se convirtió en patria de exiliados liberales europeos, pero también de artesanos, obreros e intelectuales con deseos revolucionarios más intensos. En 1832 nació allí la Unión Popular Alemana. Sus integrantes eran artesanos del ramo de la zapatería. Su labor se centró en la publicación y distribución de folletos en alemán para poder distribuirlos en los estados alemanes occidentales.

El socialista Vicente Barrio frente a los sindicatos católicos en 1915

En varias ocasiones nos hemos acercado a la opinión que el socialismo español desarrolló sobre el sindicalismo católico. En este caso analizamos la posición de un destacado socialista, Vicente Barrio Minguito, que planteó desde las páginas de El Socialista en septiembre de 1915, una interpretación sobre los mismos y sobre la preocupación social de la Iglesia. Interesa, además, por su análisis del papel de la Iglesia en la Historia y en la Primera Guerra Mundial. Barrio fue un fontanero con un intenso protagonismo en el sindicalismo madrileño, además de ser miembro de la Agrupación Socialista Madrileña desde el año 1893.

Los socialistas y la patronal católica en los años veinte

Los socialistas españoles siempre combatieron por todos los medios al sindicalismo de raíz católica, especialmente desde las páginas de su prensa, con indiscutible protagonismo de El Socialista, pero también en otros lugares como en el Instituto de Reformas Sociales donde intentaron que no pudieran presentarse a las elecciones de vocales obreros bajo el argumento de que no representaban realmente a los trabajadores, sino que era asociaciones protegidas por la patronal con el concurso de la Iglesia, desvirtuándose, supuestamente, el carácter de representación obrera en dicho organismo.

Matilde Huici en el mitin del cine Montecarlo en febrero de 1936

En el cine Montecarlo se celebró el 13 de febrero de 1936 un mitin organizado por diversos Círculos Socialistas del Sur de Madrid en la recta final de la campaña para las elecciones, y en el que, al parecer, predominó el público femenino. Fue un acto presidido por Pilar Ribes, y en el que participaron comunistas y socialistas, siendo el principal orador Álvarez del Vayo. Pero el objetivo de este artículo es acercarnos a la intervención de Matilde Huici, a la que hemos estudiado en la campaña electoral anterior de 1933.

García Morente y Proudhon en la Casa del Pueblo de Madrid en 1919

Algún día habrá que hacer la historia de las conferencias y charlas que se dieron a lo largo de la Historia de la Casa del Pueblo de Madrid porque el plantel de conferenciantes y oradores es impresionante. Contando entre el año de su fundación (antes también se hicieron muchísimos actos en sedes previas) en el año 1908 hasta la Guerra Civil es casi imposible encontrar alguna semana sin algún tipo de acto de este tipo, y no nos referimos a los propios en relación con el funcionamiento (reuniones de las Comisiones Ejecutivas y Asambleas) de las Sociedades Obreras, Juventudes, Agrupación Femenina Socialista o de la propia Agrupación Socialista Madrileña, ni a los mítines, ni a las veladas artísticas y teatrales. Casi todos los grandes intelectuales, escritores y pensadores españoles de la Edad de Plata pasaron por el edificio de la calle del Piamonte, además de destacadas figuras extranjeras.

Virginia González en Gijón: conferencias y apoyo a las trabajadoras en 1919

En distintos trabajos nos hemos acercado a la intensa labor propagandística de las ideas socialistas y por la necesidad de que las mujeres trabajadoras se organizasen desarrollada por Virginia González, una de las más activas sindicalistas de toda la Historia del movimiento obrero español. En este nuevo trabajo nos acercamos a su viaje a su estancia en Gijón en una gira por Asturias que protagonizó en el verano de 1919.

La noticia del ingreso de la condesa de Warwick en el socialismo en El Socialista

Frances Evelyn Daisy Greville, condesa de Warwick (1861-1938), fue una mujer fascinante, si se nos permite la licencia, como pudimos comprobar en un artículo que sacamos hace unos meses en El Obrero. Su llegada al socialismo, ingresando en 1904 en la Federación Socialdemócrata, fue recogida por El Socialista, en una noticia de su sección Movimiento Social en la parte de exterior, es decir, del extranjero, y que supone un material muy interesante sobre cómo el socialismo español se hacía eco de este hecho, como luego haría en los años veinte cuando aterrizaron en el Partido Laborista destacados miembros de la élite británica.

La denuncia socialista de la explotación intelectual: el caso de Eduardo Benot

En otro trabajo publicado en este medio tratamos de la polifacética labor del político republicano Eduardo Benot, especialmente en su dimensión social en tiempos de la Primera República, así como el homenaje que los socialistas le rindieron en El Socialista en la hora de su muerte, acaecida en 1907. Pues bien, dos años antes encontramos en las mismas páginas del periódico obrero una denuncia, harto interesante, sobre la explotación de tipo intelectual en la persona del mismo Benot.

1°C

Madrid

Mayormente nublado

Humedad: 82%

Viento: 11.27 km/h

  • 03 Ene 2019 11°C -3°C
  • 04 Ene 2019 8°C -5°C
Banner 468 x 60 px