Quantcast
ÚNETE

La venta de bicicletas rompe el mercado en plena pandemia

  • Escrito por Carlos de Torres
  • Publicado en Economía

Del miedo y la incertidumbre por la pandemia del coronavirus que paralizó el país el pasado 14 de marzo, al "boom" sin precedentes en la venta y uso de la bicicleta. El deseo de hacer deporte, el miedo al contagio y buscar otras opciones de movilidad han reventado el mercado.

Fabricantes y vendedores viven momentos de gloria en medio de la crisis general: los almacenes se han vaciado y el uso del carril bici ha aumentado un 300 por ciento. Las previsiones de venta para final de año se han pulverizado antes del verano.

Francis Arribas, director comercial de Scott España, explica a EFE la transformación desde el "miedo e incertidumbre al ver las tiendas cerradas, los problemas de pagos y la renegociaciòn del dinero con los bancos y clientes, a la vorágine que condujo a la explosión de ventas de bicicletas y saturación de los talleres.

VORÁGINE POR CONSEGUIR UNA BICICLETA

"Lo pasamos mal, pero sabíamos que una vez se empezaran a abrir las tiendas iba a explotar el tema de la movilidad, pero nunca imaginé una explosión a este nivel. Ha sido una vorágine de las tiendas para pedir bicis, lo que me hizo comprar más unidades como loco. La previsión hasta septiembre la fundí en 15 días, tuve que recurrir al almacén central de Europa y a la casa madre en Suiza".

Arribas habla de un aumento porcentual, en el mes de junio, de un 20 por ciento por encima de lo vendido el año pasado por estas fechas, y recalca que "ahora es complicado conseguir producto" y que la euforia de trabajo se reparte en tiendas y talleres.

DEL ERTE A TENER QUE CONTRATAR EMPLEADOS

Julio Sánchez, propietario de la tienda SanferBike, con 22 años en el sector, vivió también momentos de serias dudas, pero "la gente enseguida empezó a preguntar por bicis y material para cuando llegara la desescalada" "Las tiendas online en 2 meses aumentó la demanda de bicicletas en un 300 por ciento más en relación a antes de cerrar. No dábamos abasto.

Luego cuando abrimos a medias, con cita previa, en 10 minutos se daban citas para una semana. Las tiendas abren y están llenas. La empresa se ha recuperado de un ERTE y hemos tenido que contratar a 3 personas". Sánchez explica a EFE que al principio el boom duró 15 días, tiempo en el que se arrasaron todos los almacenes.

"Solicitamos un pedido a Alemania, sobre 100 rodillos, y se vendieron en 5 horas, que son los que se venden en todo el año". Las bicicletas que se venden, según Sánchez, "son las de iniciación, con precios que van de lo 500 a 1000 euros".

Francis Arribas y Julio Sánchez coinciden en que estas compras de los "nuevos ciclistas" vienen impulsadas por salud física y mental, ya que es lo único que se puede hacer al estar las instalaciones deportivas y gimnasios cerrados. Por otra parte, la bici sirve como transporte y mucha gente, por miedo o por salud, prefiere evitar coger el metro"

LA BICICLETA ELÉCTRICA ES EL FUTURO

Arribas destaca el despegue de otro fenómeno ciclista: la bicicleta eléctrica, con un "subidón tremendo que ha hecho que se agoten las existencias". "La bici eléctrica es el futuro.

Empezamos a comercializarla en Scott hace 7 años cuando era como un bicho raro, pero al año siguiente se vendió el triple, y este año hemos vendido tres veces más que en 2019. La bicicleta eléctrica representa un 25 por ciento de la facturación global".

También recalca Francis Arribas que en España "hemos ido siempre por detrás en movilidad urbana respecto a algunos países de Europa. Los carriles bici eran un peligro y había poca cultura y filosofía del uso de la bici, por lo que hay que fomentar estos aspectos y desarrollar los carriles".

Momento dulce con un despegue que nadie sabe lo que puede durar, pero que se espera vaya bajando a medida que se habrán las posibilidades para practicar otros deportes. "La pandemia ha removido conciencias para vivir de forma más saludable, pero también hay mucha afición a la bici en España. Estamos en un pico, pero irá bajando.

Según dicen algunos, "una vez que abran los bares", comenta Sánchez con ironía. Según datos del sector, la producción mundial de bicicletas supone cerca de 50.000 millones de euros y ha tenido un crecimiento del 7 por ciento entre 2018 y 2019.

Si las bicicletas de carretera aumentaron en ventas un 35 por ciento en todo el mundo, las eléctricas van triplicando sus ventas año a año. En España el 20 por ciento de los usuarios del transporte público van a optar optarán por medios de transporte privados, siendo la bicicleta el favorito.

Durante el primer fin de semana de desconfinamiento en la ciudad de Madrid, el uso del carril bici se incrementó más de un 300 por ciento. La pandemia despertó las conciencias, al menos con los bares cerrados. EFE.