LA ZURDA

Salvini implica al Gobierno italiano en el caso del secuestro de inmigrantes

El líder ultraderechista italiano, Matteo Salvini, en una imagen de archivo / EFE. El líder ultraderechista italiano, Matteo Salvini, en una imagen de archivo / EFE.

El líder ultraderechista italiano Matteo Salvini alegó hoy que todo el Gobierno italiano apoyó su decisión de bloquear un barco con 131 inmigrantes el pasado julio cuando aún era ministro del Interior, un caso por el que se le está investigando.

Salvini se justificó así en un informe enviado este viernes en su defensa a la junta del Senado que deberá votar si mantiene o levanta la inmunidad parlamentaria del líder de la ultraderechista Liga, investigado por el Tribunal de Catania (Sicilia, sur).

Los hechos se remontan al pasado julio, cuando Salvini, en el marco de su política de puertos cerrados, impidió durante cinco días el desembarco en Italia de 131 inmigrantes salvados en el Mediterráneo y acogidos a bordo de la nave militar "Gregoretti".

Entre los cargos que se le atribuyen está el de secuestro de personas --agravado por ser un responsable público--, abuso de poder y daño a menores de edad, pues entre los inmigrantes había niños.

En su informe Salvini asegura que actuó "en el interés general de Italia" como ministro del Interior, cargo que desempeño hasta que en agosto diera por rota su coalición con el Movimiento Cinco Estrellas (M5S) y saliera del Gobierno.

En cualquier caso el político ultraderechista afirma que en su decisión de bloquear la nave estaba "implicado el Gobierno y los ministerios" con competencia en la materia naval y de fronteras, los de Infraestructuras y Transportes, Defensa y Exteriores.

Y sobre todo apuntó al rol "relevante" en los hechos del primer ministro del Gobierno entre el M5S y la Liga, Giuseppe Conte, ahora al frente de un Ejecutivo entre Cinco Estrellas y varias formaciones de centro y centroizquierda, como el Partido Demócrata.

"Es por lo tanto evidente que el Gobierno, de manera colegial, gestionó aquella decisión", subraya Salvini en el documento. No es la primera vez que el político se encuentra en un brete como este: el Senado tuvo que dirimir en febrero de 2019 sobre su inmunidad por impedir el desembarco de un centenar de inmigrantes en agosto de 2018 que estaban acogidos en la nave militar "Diciotti".

En aquella ocasión los senadores finalmente optaron por mantener su inmunidad e impedir su juicio gracias a los votos del Movimiento Cinco Estrellas, por entonces su socio de Gobierno. Sin embargo ahora las tornas han cambiado y los populistas del M5S ya no gobiernan con Salvini, sino con el centroizquierda, por lo que su voto podría cambiar y permitir su procesamiento.

El documento de defensa del líder ultraderechista está ya sobre la mesa de la Junta para la Inmunidad del Senado, que volverá a reunirse el día 8 de enero para empezar el debate. La junta está compuesta por 23 miembros, de los que diez están a favor de Salvini: 5 senadores de la Liga, 4 de la "Forza Italia" de Silvio Berlusconi y uno de la ultraderechista "Fratelli d'Italia".

Por eso todo dependerá de la postura de los cinco senadores del "Cinco Estrellas", a los que Salvini ha retado a votar ahora de forma contraria a como lo hicieron en febrero del año pasado, cuando le protegieron a pesar de las críticas. EFE.