Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕
Almudena Grandes: “En los 50, las mujeres eran imbéciles legales”

Almudena Grandes vuelve con “La madre de Frankenstein”, novela en la que cuenta los años centrales de la década de los 50, y quinto volumen de la serie “Episodios de una guerra interminable”.

Concepción Arenal, ética y filosofía de la compasión

La escritora, crítica y profesora de literatura Anna Caballé acaba de obtener el premio Nacional de Historia de España por su biografía sobre Concepción Arenal.

Rebeca Grynspan: “Me hice feminista para luchar porque todas podamos llegar”

Rebeca Grynspan asegura que se hizo feminista cuando, al asumir el puesto de viceministra de Hacienda, se dio cuenta que había llegado hasta allí gracias a la lucha de muchas mujeres antes.

Silvia Gil: “A las mujeres no se nos da la autoridad, tenemos que pelearlar”

Conocimos a Silvia Gil cuando le entregaron un premio. Enfundada en su impecable uniforme, con el tricornio bajo el brazo, cruzó el patio que conduce al salón de actos del CSIC con determinación y paso firme.

María Eugenia Gay: “Las mujeres debemos reivindicar lo que nos corresponde”

“Una luchadora nata”, así se define María Eugenia Gay, decana del Colegio de la Abogacía de Barcelona (ICAB) y una de las mujeres que más reivindica en el mundo de la justicia la igualdad.

Lita Cabellut: “En el pueblo gitano hay una generación con hambre de liberarse”

Lita Cabellut es una de las artistas españolas más cotizadas del mundo, con una vida y obra únicas. Afincada en La Haya (Holanda) ha visitado Madrid recientemente para participar en un debate sobre “Mujeres excepcionales”.

Anna Ferrer, 50 años ayudando a los “intocables”

A Anna Ferrer se le humedecen los ojos al contar que miles de personas han aprendido a “escribir su destino”, a “dudar de que la casta superior nazca así” o a “tener nombre y dirección”.

Mabel Lozano: “Soy abolicionista porque soy feminista”

Abolicionista, así se declara Mabel Lozano a quien el activismo y el cine le han servido para dedicar su vida a luchar contra la explotación sexual.

previous arrow
next arrow
Slider

La explotación de las obreras de salazones y conservas de pescado en Cillero a fines de los años veinte


En el puerto de Cillero (Vivero) a fines de los años veinte había varias fábricas de salazones y conservas de pescado. En estas industrias trabajaba un gran número de mujeres y niñas, muchas de ellas menores de edad, obligadas a trabajar por los bajos salarios que recibían los trabajadores de lugar.

Las mujeres que trabajaban en las fábricas de conservas de los señores Alonso y de otros empresarios, sufrían una dura explotación, como se denunciaba desde las páginas de El Socialista. La jornada estaba entre las dieciséis y veinte horas, cuando ya llevaba varios años aprobada la jornada de ocho horas. Se había argumentado que no se podía establecer dicha jornada porque la elaboración del pescado requería un trabajo constante.

Pero el periódico reclamaba este derecho. Se era consciente de la naturaleza de este tipo de industria (imaginamos que el problema debía estar en lo rudimentario de la refrigeración y en la necesidad, por lo tanto, de hacer la salazón y la conserva con cierta rapidez), pero la solución pasaba por el establecimiento de turnos de trabajo. Pero, además, por esas interminables jornadas se cobraban salarios muy bajos, en torno a las dos pesetas.

Pero también había problemas con el pago de las accidentadas, que no recibían indemnización alguna como estipulaba la Ley de Accidentes de Trabajo. Tampoco se cumplía el Retiro Obrero. En conclusión, estas trabajadoras gallegas no recibían ningún beneficio de la legislación laboral existente.

Por eso, se instaba a que se organizasen como medio fundamental para hacer valer sus derechos.

Hemos consultado el número 6291 de El Socialista, de 9 de abril de 1929.

Doctor en Historia. Autor de trabajos de investigación en Historia Moderna y Contemporánea, así como de Memoria Histórica.

Periodismo riguroso y con valores sociales
Necesitamos tu apoyo económico para seguir contando lo que otros no cuentan. Para donar haz clic en el botón "COLABORA" de abajo. Muchas gracias por tu apoyo.
Slider