Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕
Almudena Grandes: “En los 50, las mujeres eran imbéciles legales”

Almudena Grandes vuelve con “La madre de Frankenstein”, novela en la que cuenta los años centrales de la década de los 50, y quinto volumen de la serie “Episodios de una guerra interminable”.

Concepción Arenal, ética y filosofía de la compasión

La escritora, crítica y profesora de literatura Anna Caballé acaba de obtener el premio Nacional de Historia de España por su biografía sobre Concepción Arenal.

Rebeca Grynspan: “Me hice feminista para luchar porque todas podamos llegar”

Rebeca Grynspan asegura que se hizo feminista cuando, al asumir el puesto de viceministra de Hacienda, se dio cuenta que había llegado hasta allí gracias a la lucha de muchas mujeres antes.

Silvia Gil: “A las mujeres no se nos da la autoridad, tenemos que pelearlar”

Conocimos a Silvia Gil cuando le entregaron un premio. Enfundada en su impecable uniforme, con el tricornio bajo el brazo, cruzó el patio que conduce al salón de actos del CSIC con determinación y paso firme.

María Eugenia Gay: “Las mujeres debemos reivindicar lo que nos corresponde”

“Una luchadora nata”, así se define María Eugenia Gay, decana del Colegio de la Abogacía de Barcelona (ICAB) y una de las mujeres que más reivindica en el mundo de la justicia la igualdad.

Lita Cabellut: “En el pueblo gitano hay una generación con hambre de liberarse”

Lita Cabellut es una de las artistas españolas más cotizadas del mundo, con una vida y obra únicas. Afincada en La Haya (Holanda) ha visitado Madrid recientemente para participar en un debate sobre “Mujeres excepcionales”.

Anna Ferrer, 50 años ayudando a los “intocables”

A Anna Ferrer se le humedecen los ojos al contar que miles de personas han aprendido a “escribir su destino”, a “dudar de que la casta superior nazca así” o a “tener nombre y dirección”.

Mabel Lozano: “Soy abolicionista porque soy feminista”

Abolicionista, así se declara Mabel Lozano a quien el activismo y el cine le han servido para dedicar su vida a luchar contra la explotación sexual.

previous arrow
next arrow
Slider

Bárbara de Braganza, una reina al servicio de la música


Jean Ranc, Bárbara de Braganza, c. 1729. / Wikipedia Jean Ranc, Bárbara de Braganza, c. 1729. / Wikipedia

Bárbara de Braganza nació en 1711 en Lisboa, hija de Juan V y María Ana de Austria, reyes de Portugal. Bárbara fue elegida para casarse con el príncipe de Asturias Fernando, hijo de Felipe V. El matrimonio se realizó por poderes el 11 de enero de 1728. Al año siguiente se intercambiaron las dos infantas en la frontera.

El matrimonio de Fernando y Bárbara vivió aislado por voluntad de la reina Isabel de Farnesio en el palacio del Buen Retiro. La reina no sentía ninguna simpatía por su nuera. Isabel estaba empeñada en el fomento de la política italiana para conseguir tronos para sus hijos, y tenía una mala relación con su hijastro, el príncipe Fernando. Además, la reina temía que la princesa de Asturias influyese en su marido a favor de un posible acercamiento a Inglaterra vía Portugal y hasta de Austria, enemiga de España. Durante unos años se sucedieron las suspicacias en la corte madrileña entre unos y otros.

Bárbara de Braganza ha pasado a la historia por ser una reina culta, ya que dominaba seis idiomas y era una destacada amante de la música. Protegió a Carlo Broschi, Farinelli, que había llegado a la corte española para intentar aliviar la depresión melancólica del rey Felipe V. Farinelli planeaba estar unos meses, y llegó a vivir un cuarto de siglo en España. Con los nuevos reyes, Fernando y Bárbara, encontró unos perfectos protectores, lo que le valió condecoraciones y poder para organizar conciertos, obras teatrales, escenografías y óperas, muchas de ellas con letra del poeta Pedro Metastasio, uno de sus mayores amigos. El conjunto se completó con la llegada de Domenico Scarlatti, que desde 1721 había sido maestro del clave de Bárbara y que acompañó a la reina a España. Sin lugar a dudas, el reinado de Fernando VI y Bárbara de Braganza puede ser considerado uno de los que más han hecho por la música en toda la Historia española.

Cuando Fernando VI subió al trono en 1746 la reina no se caracterizó por desarrollar el poder e influencia que había tenido su suegra Isabel de Farnesio, aunque sí influyó en algunos nombramientos, pero su mayor participación fue intentar mediar entre su esposo y su padre, el rey Juan V. En el reinado de Fernando VI se firmaría el Tratado de Límites en enero de 1750 entre España y Portugal, por el que la primera se aseguraba la colonia de Sacramento, la neutralidad de las colonias en caso de un eventual conflicto, aunque a cambio se reconocían los avances portugueses y se cedieron aldeas y reducciones de los jesuitas en Paraguay.

Bárbara de Braganza mandó construir el Convento de la Visitación, más conocido como el Convento de las Salesas, con el fin de retirarse en la vejez. Fue inaugurado en septiembre de 1757. No pudo disfrutarlo porque, tras marchar a Aranjuez, cayó enferma, ya que sufría del corazón. En una larga agonía moriría en agosto del año siguiente, sumiendo al rey en una depresión, a la que era propenso como su padre, muriendo casi al año justo después de su esposa.

Macarena Márquez publicó en 2011 la última biografía de esta reina.

Doctor en Historia. Autor de trabajos de investigación en Historia Moderna y Contemporánea, así como de Memoria Histórica.

Periodismo riguroso y con valores sociales
Necesitamos tu apoyo económico para seguir contando lo que otros no cuentan. Para donar haz clic en el botón "COLABORA" de abajo. Muchas gracias por tu apoyo.
Slider