HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

No son anécdotas


(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Los resultados electorales en municipios y CCAA, ha obligado a VOX a echar mano de la plantilla de simpatizantes, una vez agotados los militantes de primera línea. No es fácil organizar, programar y mandar un mensaje único a los medios de comunicación y a la ciudadanía, en general, cuando el grupo es pequeño. Deviene imposible cuando los grupos se multiplican y no tienen freno instalado.

Es así, como asistimos a una explosión de caras y cargos, esparcidos por toda la geografía española, cada uno de los cuales ha pasado del anonimato a tener micrófonos, a pie de boca, día sí, día también. De aquí, a “largar” todo lo que le viene a la cabeza, hay un paso. Paso que han dado y darán en los próximos días y meses.

Por lo visto y oído, tenemos que prepararnos para un cúmulo de improperios, ideas curiosas, propuestas imposibles, e iniciativas parlamentarias y municipales que toparán de forma contundente con la legalidad vigente.

Pueden tener ideas, pensamientos y propuestas inimaginables, el problema llega cuando las quieran convertir en normativas de obligado cumplimiento. Aquí toparán, toparemos con un intento de vuelta al pasado, más lejano, más primitivo, más ilegal. Habrá que pensar en movilizaciones, concentraciones y peticiones de amparo ante la justicia ordinaria y extraordinaria.

Vienen malos tiempos, mejor dicho, estamos en malos tiempos porque ya gobiernan en ayuntamientos y CCAA. Solo esperan dar el salto, al gobierno central, y tener las Cortes Generales a su servicio. Un desafío que algunos pueden tomar como pasajero o poco dañino. En absoluto, estamos ante un crucial momento histórico.

Se hace difícil imaginar retroceder 20, 30 o 40 años, en cuestiones sociales y de libertades, pero ésta es la realidad. Asistir a declaraciones, hechas con el mayor desparpajo, sobre temas “sagrados” para los demócratas, pone los pelos de punta. Personajes, hasta ahora anónimos, han sido elevados a cargos principales, empezando con presidencias de parlamentos autónomos, o consejerías regionales.

Tienen a su servicio, letrados, técnicos, administrativos que deberán fijar en cada momento los límites de sus competencias, para asegurar no traspasar la legalidad. De hecho, habrá batallas constantes por superar la legalidad y reinterpretarla, a favor de sus ideas. El reto de mantener todo lo ganado hasta ahora deviene primordial.

Y, ahora, hablamos de estadios secundarios o niveles intermedios, el problema se convertiría en grave conflicto nacional, si llegasen al núcleo duro de la democracia: el gobierno central y las Cortes Generales. Tener el uno, y mayoría suficiente en el otro, abriría una etapa de conflictos inacabables.

Su objetivo es controlar, dominar, todas las instituciones. Hacérselas suyas para cambiar los fundamentos que han regido nuestras vidas, desde el final de la dictadura. Deberíamos luchar para no perder derechos, y ya no, para ampliarlos. El mundo al revés.

Hay quien no quiere ver ni escuchar lo que puede venir, pero la política del avestruz no sirve. Solo tenemos a mano una gran respuesta, efectiva e inmediata: el voto. Un voto más meditado que nunca, a favor de impedir el retroceso y garantizar la continuidad de las políticas progresistas. Ya no solo es importante para nosotros mismos, también lo es para el futuro de la UE. Desde hace meses asistimos a múltiples embates para no legislar sobre temas que la ultra derecha considera inventados: desde el cambio climático, a políticas de protección del medio ambiento o la naturaleza. Y por supuesto todo lo que significa avances en las libertades individuales y colectivas.

Que España esté en un lado u otro, es muy relevante, para frenar esta deriva. De aquí que nos esforcemos todos para animar a los abstencionistas, y vayamos todos a depositar uno de los votos más importante de nuestra vida.

Nada está hecho ni decidido. Tenemos la llave de nuestro futuro. Usémosla en beneficio propio y colectivo. Si alguien tiene alguna duda, le animo a leer algunos de los pactos firmados entre el PP i VOX. Le quedará claro de qué va el desafío.

 

Presidente del Consejo de la Federación XI del PSC-PSOE. Ex alcalde de Borredà ( Barcelona) y ex diputado del Parlament de Cataluña.