HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

Roberto R. Aramayo

Profesor de Investigación en el IFS- CSIC (GI TcP) e Historiador de las ideas Morales y Políticas. INconRES (PID2020-117219GB-I00) / RESPONTRUST (SGL2104001) / ON-TRUST CM (2019HUM5699) y PRECARITYLAB (PID2019-105803GB-I0)

Retorno a lo peor del pasado: La prohibición del aborto y los bloques militares

(Tiempo de lectura: 3 - 6 minutos)

El pasado febrero, en la Berlinale, tuve ocasión de ver la película Call Jane, presentada con anterioridad en el festival de Sundance. Con un impresionante reparto coral su directora nos relata una historia memorable. La de un colectivo femenino que surgió en Chicago para paliar lo estragos provocados por la prohibición del aborto y asistir sobre todo a las mujeres con menos medios económicos para permitirles tomar esa decisión sin esa cortapisa. Funcionó con entera eficacia entre 1960 y 1973, cuando se legaliza la interrupción voluntaria del embarazo. Esto sucedía en el contexto de la lucha por los derechos civiles y los movimientos contra la guerra de Vietnam.

El retorno a la naturaleza del ciudadano de Ginebra

(Tiempo de lectura: 3 - 5 minutos)

Maestro en el arte de cultivar las paradojas Rousseau nos lega dos vectores complementarios. Por un lado redacta “El Contrato social”, la Biblia de los revolucionarios franceses y una referencia obligada para la ciencia política moderna. Pero en “Los sueños de un paseante solitario” nos propone mirar a la naturaleza. Su obra traza una encrucijada desde donde partirán el pensamiento ilustrado de Kant y la senda del romanticismo. Al releer su obra nos trasladamos al punto inicial de una modernidad caracterizada por la dialéctica entre acentuar nuestro componente racional o el del sentimiento.

Los nuevos pecados capitales y su desenlace inmanente

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

“La envidia, el afán de dominio, la codicia y las inclinaciones hostiles asaltan al ser humano en cuanto está entre sus congéneres”

(Kant, La religión dentro de los límites de la mera razón)

Wittgenstein en Noruega

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

“Aunque todas las posibles preguntas de la ciencia recibiesen respuesta, ni siquiera rozarían los verdaderos problemas de nuestra vida” (Wittgenstein)

El Bribón del Rey Emérito

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Que nadie sea mal pensado. El título no es un epíteto. Se refiere a una embarcación real, por partida doble, al existir en la realidad y tener como propietario a un rey jubilado. ¿Por qué conviene aclararlo? Ante cualquier anfibología predomina uno u otro sentido en función del contexto pragmático y aquí es donde residiría el problema. ¿Cuál es la razón de que pueda haber lugar a malentendidos?

La soledad: el tema de nuestro tiempo

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Leo en un artículo titulado "La soledad es política", las certeras reflexiones de mis compañeros en el IFS/CSIC, Txetxu Ausín y Melania Moscoso, sobre un tema que conocen bien, como muestra el volumen colectivo compilado por ellos mismos “Soledades: una cartografía para nuestro tiempo”, su artículo en The Conversation o la voz Soledad recogida por el Diccionario filosófico COVID-19.

Un testimonio cinematográfico sobre la banalización del mal

(Tiempo de lectura: 3 - 6 minutos)

Se ha estrenado el film alemán La conferencia (2022), donde se reproduce lo que se conoce como Wannseekonferenz. Hace setenta años, el 20 de enero de 1942, Reinhard Heydrich, el lugarteniente de Himmler y jefe de la seguridad del tercer Reich, convocó a unos cuantos jerarcas del nazismo para tratar la cuestión de cómo terminar definitivamente con la cuestión judía. Ese día se consensuaron los operativos del holocausto que supuso el asesinato industrializado de seis millones de judíos -pace los negacionistas de turno.

  • Publicado en Cine

Autoengaño y proselitismo

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Advierte Schopenhauer que no engañamos a nadie tanto como a nosotros. Un somero ejercicio de liviana introspección podría confirmarnos este aserto. Rehuimos normalmente que nos hagan fotos, porque nunca nos vemos favorecidos, es decir, no logramos identificarnos con esa imagen que los demás reconocen muy fácilmente. Al intentar disculparnos por algo, siempre se colará un “pero” que matice nuestra disculpa.

Un símbolo apocalíptico de Putin

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Para conmemora la victoria del ejército rojo sobre una Alemania nazificada que capituló incondicionalmente nueve días después de que Hitler se suicidara, el 9 de mayo de 1945, Putin exhibiera en su desfile militar un avión bautizado como del Apocalipsis. Curiosa previsión la de que un líder pueda seguir impartiendo sus fatídicas órdenes mientras a sus pies el mundo se desintegra, no ya por las consecuencias del desatendido cambio climático, sino por una conflagración bélica originada por él mismo.

Todas las historias que nos hacen conocer la historia

(Tiempo de lectura: 3 - 5 minutos)

Al igual que tantas otras cosas, la historia puede ser una materia muy árida o algo tremendamente ameno y sugestivo. Si la enfocamos como un conjunto de fechas y datos, focalizada en grandes gestas con sus correspondientes hazañas bélicas, es muy probable que no la frecuentemos.

Los talantes paternalistas de Macron y Le Pen

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

¿Acaso tienen algo en común ese liberalismo más bien conservador de Macron y el populismo nacionalista se Le Pen? En principio se diría que los franceses debían optar entre dos modelos muy diferentes. El continuismo europeísta y la ruptura de un añejo chovinismo. Pero en ambos casos constatamos un talante paternalista. Lo que Kant definió como el mayor de los despotismos imaginables. Ambos presumen de saber mejor que sus conciudadanos qué podría hacerles más felices, como si necesitaran verse guiados bajo la tutela de su máxima representación institucional.

¿Hubo trato de favor para con los comisionistas que timaron al ayuntamiento madrileño?

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

En otros tiempos menos convulsos estudiar arquitectura, derecho, medicina o alguna ingeniería era sinónimo de una prosperidad ganada por méritos propios. Había que dedicar buena parte de la juventud a cursar esas carreras, pero luego el ejercicio de tales profesiones aseguraba no pasar estrecheces económicas e incluso cierta posición social, porque pasabas a formar parte de clase media más o menos acomodada.

¡Córcholis, Le Pen!

(Tiempo de lectura: 1 - 2 minutos)

Pensamos que la historia se repetirá y que Macron saldrá en una segunda vuelta, donde todos los demócratas, al margen de sus acentos políticos, apuesten por impedir a la extrema derecha llegar al Elíseo. ¿Pero acaso no podría salir airosa en la primera vuelta por un azar del destino?

El esperpéntico agradecimiento del alcalde a su generoso estafador

(Tiempo de lectura: 3 - 5 minutos)

Si algo ha reconocido paladinamente Almeida es que llamó al hijo del duque de Feria y Naty Abascal para darle las gracias por su generosa donación, tal como suele hacer con otros donantes. Confiemos en que los demás merezcan ese reconocimiento por parte del alcalde con más motivo. Ni siquiera Enrique Jardiel Poncela hubiese concebido un cuadro escénico tan surrealista para una de sus divertidas obras teatrales, como verbigracia Los ladrones somos gente honrada.

Barbarie putinesca

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Las imágenes de cadáveres maniatados, de civiles tiroteados junto a sus bicis, de fosas comunes improvisadas, nos hacen pensar en un escenario que calificaríamos como dantesco. Para lo que ha sucedido en Bucha quizá debiéramos acuñar un adjetivo más específico y bien podría valer el de putinesco. En este caso no se trata de una ficción literaria. También se han encontrado militares rusos abandonados por el ejercito de Putín en su retirada. ¿Serían desertores o sencillamente repatriar sus cuerpos resultaba incómodo y era preferible ocultarlo a una ya muy controlada opinión pública? En cualquier caso es una barbarie putinesca, como marca personalizada.

Geometrías éticas moduladas por la empatía

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

La igualdad no se define como una semejanza sin fisuras. Cada cual es diferente y tiene rasgos que lo hacen singular e irrepetible, según señala el principio leibniziano de los indiscernibles. Nunca podremos hallar dos insectos idénticos en la hoja de un árbol. Eso es lo que nos hace absolutamente insustituibles en el orden del cosmos. Nadie será nunca exactamente como nosotros, no tan siquiera los denominados gemelos idénticos que comparten todo su código genético, porque las circunstancias y la experiencia diversificará su carácter, aunque sea de un modo imperceptible.

Frustración y expectativas

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Hay una relación inversamente proporcional entre nuestras miras y su acomodación a los hechos. A grandes expectativas corresponden enormes decepciones y viceversa. No podemos llevarnos un chasco cuando nada esperábamos, pero es lógico que nos decepcionemos al ver cómo se malogra un plan muy anhelado.

Imaginemos un mundo sin filosofía

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Imaginemos por un momento que nuestra historia no hubiera conocido la filosofía, entendida esta en su sentido más amplio, que responde a la propia etimología: el amor a la sabiduría. La curiosidad es la característica más fundamental del ser humano. El filósofo Emilio Lledó lo explica muy bien, cuando evoca los albores del filosofar con una maestría incomparable. La magia de su verbo nos hace viajar en el tiempo hacia esa época en que la filosofía daba sus primeros pasos. La Grecia clásica demostró que puedes expandir tus bienes culturales aun cuando te invadan militarmente, porque no dejamos de ser animales culturales o simbólicos, por decirlo con Cassirer.

Las lecciones de la memoria histórica

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Aunque tengas costumbre de verlas a tus pies mientras paseas por cualquier calle berlinesa, siempre impresionan sus leyendas cuando decides reparar en ellas. Esos pequeños cuadrados de latón están incrustados en el suelo, a la entrada del portal donde residían quienes fueron desalojados de sus casas y conducidos a una muerte anunciada por ser diferentes. Ayer di con las de un matrimonio apellidado Marcuse. De soltera ella se llamaba Cohn y a buen seguro era de origen judío. Quizá se trataba de una pareja mixta y él no lo fuese. Puede que por eso se quedarán en Berlín. Aunque también pudo influir su avanzada edad, al ser casi octogenarios. En octubre de 1943 fueron deportados a Theresienstadt, donde murieron con un mes de diferencia.

Salario mínimo e ingresos máximos

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Se ha hecho público un estudio que aventura una incidencia tenebrosa en el mercado laboral por obra y gracia de la subida del salario mínimo. Este incremento estaría destruyendo un sinfín de hipotéticos contratos laborales, porque incentivaría la robotización de algunos puestos de trabajo. Como si esto no estuviese haciéndose ya para maximizar los beneficios tras las fusiones de grandes entidades bancarias, cuyo cierre de oficinas y reajuste de plantillas merman prestaciones a sus clientes, obligados a tramitarse todo por su cuenta en complejas aplicaciones que no cuentan con los más veteranos o desvalidos.

El desparpajo y la desfachatez de Ayuso

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Al oír sus declaraciones hay quien podrá pensar que habla con un simpático desparpajo, propio de alguien próximo que dice verdades como puños. Pero no falta quienes quedan conmocionados ante una desfachatez que logra superarse a sí misma. En cualquier caso no deja indiferente. Es un discurso que cautiva sin paliativos a sus adeptos y deja perplejos a cuantos reparan en las tesis que mantiene.

Discriminaciones de género subliminales en guerras y naufragios

(Tiempo de lectura: 2 - 4 minutos)

Las políticas de igualdad tienen pleno sentido, porque no cabe ignorar ni menospreciar que las mujeres padecen, por el mero hecho se ser tales, desigualdades y violencias estructurales, tales como la explotación sexual, el feminicidio, las violaciones masivas en conflictos bélicos o los maltratos domésticos. Desviar el presupuesto dedicado a estas cuestiones para encarar otros desafíos no parece buen idea y quien formula esa propuesta parece considerar esos problemas como algo secundario, cuando en realidad afectan al conjunto de nuestra sociedad y sirven para testar cómo se aplican los derechos más fundamentales.

Periodismo riguroso
y con valores sociales
El periodismo independiente necesita el apoyo de sus lectores y lectoras para continuar y garantizar que los contenidos incómodos que no quieren que leas, sigan estando a tu alcance. ¡Hoy con tu apoyo, seguiremos trabajando por un periodismo libre de censuras!
Slider