Quantcast
EL PERIÓDICO
ESP   |   AME   |   CAT      NEWSLETTER
ÚNETE ⮕

SEGUNDA REPÚBLICA. 1º MAYO: Madrid, 1-5-1931.- Pedro Rico, Francisco Largo Caballero, Miguel de Unamuno, Indalecio Prieto y Mellie Staal, (de izda a dcha), durante la manifestación del Primero de Mayo. EFE/jgb / E/Coloreada @latinapaterson

1926. Los anarquistas Francisco Ascaso (1901-1936), Buenaventura Durruti (1896-1936) y Gregorio Jover (1891-1964) integrantes de "Los Solidarios". E/Coloreada https://twitter.com/latinapaterson/status/1313515912671252481/photo/1

19/12/1933. Los diputados socialistas Francisco Largo Caballero y Margarita Nelken posando sentados en sus escaños del Congreso. Foto Luis Ramón Marín / Fundación Pablo Iglesias. E/Coloreada. https://twitter.com/latinapaterson/status/1311207535429513217

Pablo Iglesias Posse, político y fundador del PSOE en el despacho de su casa (foto sin fecha) / EFE / E. Coloreada @latinapaterson

1932, visita de Niceto Alcalá Zamora, Presidente de la República Española, a la Fábrica de Tabacos de San Sebastián. Foto posando junto a las empleadas de Tabacalera, del fotógrafo Martín Ricardo / Kutxateca. E/Coloreada. https://pbs.twimg.com/media/Ef5yI4eXYAE8MRH?format=jpg&name=4096x4096

06/01/1937, mujeres de un taller de costura de la C.N.T. en Gijón. Foto Constantino Suárez. Archico Muséu del Pueblu d’Asturies. Coloreada. https://twitter.com/latinapaterson/status/1205762029782523904/photo/1

previous arrow
next arrow
Slider

El interés socialista por las elecciones en el extranjero según Saborit


En el devenir histórico del PSOE los acontecimientos exteriores fueron siempre muy importantes, una cuestión que merece más atención por parte de la historiografía.

Los socialistas españoles estuvieron pendientes de cómo evolucionaban sus partidos hermanos en Europa y América no sólo por solidaridad con la causa, sino también para reflexionar sobre sus éxitos y fracasos, así como de las gestiones prácticas de dichas formaciones en las instituciones, ya fueran parlamentos, municipios o gobiernos nacionales, para aprender de esas experiencias. Por fin, buscaban referentes en los debates ideológicos y políticos en el seno del socialismo internacional. El Socialista se convirtió, en este sentido, en un medio fundamental para esta labor de conocimiento de lo que pasaba fuera de España, además de para dar noticia de los debates y recoger opiniones que se pudieran generar en el Partido sobre esta materia.

Este es el contexto que nos sirve para analizar una crónica de Andrés Saborit, desde París en mayo de 1925, sobre las elecciones municipales francesas.

Saborit consideraba, y esto sería lo que más no interesaría en esta pieza, que no debía extrañar a nadie que los socialistas españoles concedieran gran importancia a las elecciones que se celebraban en el extranjero. Pero ese interés adquiría más importancia, siempre según nuestro protagonista, en los momentos que vivía España. Recordemos, que se llevaba año y medio en dictadura, y por eso, Saborit afirmaba que por lo mismo que los socialistas españoles estaban imposibilitados de dar muestras de sus progresos en las urnas estaban pendientes de las victorias que el socialismo alcanzaba en otros lugares como una manera de expresar, seguramente tanto en clave interna como externa, añadiríamos nosotros, que el socialismo español seguía defendiendo la democracia, y no había resignación alguna por la desaparición de las instituciones que el sufragio universal había creado.

Por eso, Saborit reconocía que había seguido muy de cerca las elecciones francesas, y no sólo por el avance del Partido Socialista francés, sino también porque cualquier victoria de los conservadores franceses consolidaría lo que los socialistas españoles no deseaba que se fortaleciese. Por eso, recordaba la importancia de la libertad cuando se perdía.

El artículo detallaba los progresos concretos de la SFIO en las principales ciudades francesas, para terminar expresando su esperanza para que cuando en España se pudiera votar los trabajadores supieran responder dando el triunfo a los socialistas.

Como vemos, un hecho concreto cerca de España podía ser interpretado como ejemplo a seguir, como estímulo en el trabajo propio, es decir, podía ser un referente para reflexionar y para la actuación. Las elecciones municipales francesas podían tener una influencia tanto en el PSOE como en los trabajadores.

Hemos consultado el número 5079 de El Socialista del 18 de mayo de 1925.

Doctor en Historia. Autor de trabajos de investigación en Historia Moderna y Contemporánea, así como de Memoria Histórica.

Periodismo riguroso y con valores sociales
Necesitamos tu apoyo económico para seguir contando lo que otros no cuentan. Para donar haz clic en el botón "COLABORA" de abajo. Muchas gracias por tu apoyo.
Slider