HEMEROTECA       EDICIÓN:   ESP   |   AME   |   CAT
Apóyanos ⮕

Textos Obreros

Todos los contenidos de nuestro sitio son propiedad de sus respectivos creadores intelectuales o de EL OBRERO, y por consiguiente cualquier uso de los mismos está sujeto a la aprobación previa de EL OBRERO. El extracto informativo de los contenidos de nuestro sitio está autorizado siempre que se cite la fuente de procedencia. Las opiniones vertidas por los autores y las autoras, así como la información relativa a sus perfiles, serán de su exclusiva competencia y responsabilidad. EL OBRERO no se hace responsable de lo que los autores y autoras escriban.

El Primero de Mayo en las escuelas en 1931

(Tiempo de lectura: 1 - 2 minutos)

La Dirección General de Primera Enseñanza, que llevaba Rodolfo Llopis, publicó en la Gaceta una circular del 27 de abril sobre la celebración del Primero de Mayo en las escuelas. En este sentido, recordemos que la República oficializó el Primero de Mayo como fiesta por vez primera en España a través de un Decreto del 22 de abril de 1931.

El Grupo Sindical Socialista de Dependientes Municipales por la República

(Tiempo de lectura: 1 minuto)

A finales de abril de 1931 el Comité Ejecutivo del Grupo Socialista de Dependientes Municipales expresaba por medio de El Socialista su satisfacción y entusiasmo, sentido por todos, por el enorme triunfo de la democracia, expresado en los acontecimientos políticos acaecidos, y que habrían culminado en la “proclamación entusiasta” de la República.

Las transformaciones sociales en la España de los sesenta

(Tiempo de lectura: 1 - 2 minutos)

El crecimiento económico español de los años sesenta modificó la estructura social española de forma significativa, adquiriendo las características propias de un país desarrollado. El despegue de la industria y de los servicios en las ciudades atrajo a la mano de obra sobrante del campo. Por vez primera en la historia la población activa española de los sectores secundario y terciario superaba a la dedicada al sector primario. España dejó de ser un país agrario para ser industrial y terciario. La sociedad española había sido, eminentemente, rural y, además, había estado muy polarizada, con una minoría con un altísimo nivel de vida, una escasa clase media y una gran mayoría de españoles encuadrados en la clase baja con escasos recursos. En los años sesenta se evolucionó hacia la generación de una amplia clase media urbana.

Pablo Iglesias, para Julio Gómez de Fabián

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

En los últimos tiempos estamos acudiendo con cierta frecuencia a los textos de Julio Gómez de Fabián. Hoy queremos compartir con los lectores un nuevo texto del autor, publicado en el número del 31 de julio de 1910 en Vida Socialista sobre Pablo Iglesias, realmente un elogio del mismo.


El texto:

“Venciendo

El nombre de Pablo Iglesias ha recorrido en triunfo la nación española y el mundo civilizado. De boca en boca y do ciudad en ciudad, en alas de la Fama, como compendio de una historia magnífica de austeridad, de virtud cívica, de fuerte voluntad, de virilidad apostólica, ha ido este nom b r e borrando dudas, despertando simpatías, creando prosélitos, arrancando palabras de admiración entusiástica. Al oirlo, han temblado los perversos y han sentido un gozo cordial los buenos. La pobre patria española- afirma su anhelo de redención, y la esperanza torna á florecer espléndida y rosada en su corazón inmenso; el mundo vuelve á nosotros los ojos fraternales, y en sus miradas ya no hay desprecio, ya no hay befa.

El humilde tipógrafo de ayer hase hecho una de las más grandes figuras de la Humanidad. La siembra de ideas realizada por él durante veinte años de ferviente apostolado, de infinitas penalidades y persecuciones crueles, ha germinado en flores que son muchedumbres, y el erial de ayer es ahora campo feraz de que hade provenir el bien y la prosperidad de este pedazo de mundo tan sin ventura hoy.

Pablo Iglesias, puesto en pie, con el gesto austero y grave de su rostro de hombre bueno, hablando el idioma del pueblo, arrojando sobre las cabezas odiosas de Maura y sus secuaces las culpas y los crímenes tremendos que perpetraron; con el diestro brazo en ademán severo y terrible, es tan grande como Júpiter fulminando los rayos de su cólera divina, como el Dios del Sinaí á quien la tempestad acompaña…

Dígalo ni no Maura, dígalo La Cierva, díganlo cuantos pusieron las manos homicidas en el mártir… Y es tan grande Pablo Iglesias, que hasta sus propios adversarios—los adversarios de l a libertad — volviéronse airados contra el imbécil aquel que osó calumniarlo en pleno Parlamento; que los periódicos católicos, enemigos cordiales suyos, no se atreven á negar sus virtudes y méritos…

El hombre bueno se hizo apóstol y creó un partido serio, disciplinado, verdadero y definido. Pero el apóstol debía llevar á los suyos á la victoria, y calzando el fuerte coturno de la lucha, empuñó las armas, hizo sonar el clarín y lanzóse á la pelea. El apóstol es ahora caudillo victorioso.

El triunfo definitivo del Partido Socialista no se hará esperar. Lo garantiza el nombre de su jefe.”

¿Y por qué combaten los socialistas?: reflexiones de Enrique Botana

(Tiempo de lectura: 1 - 2 minutos)

Acudimos a Enrique Heraclio Botana (1871-1936), fundamental socialista gallego, miembro del Comité Nacional del PSOE, y diputado, para ser ejecutado, con otros destacados dirigentes socialistas por los sublevados en el mes de agosto del 36. Acudimos a Botana porque en un breve texto, publicado en el número especial del primero de mayo de 1912 de Vida Socialista, y titulado “La Revolución Social” explicaba lo que nos preguntamos en el título de nuestra pieza.

Los impuestos para los socialistas: reflexionando con Juan Morán (1912)

(Tiempo de lectura: 1 - 2 minutos)

Juan Morán (1872-1939) fue catedrático de Instituto, siendo licenciado en Ciencias Físico-Químicas por la Universidad Central. Precisamente, cuando se licenciaba en 1895 ingresó en la Agrupación Socialista de Madrid. Fue catedrático de Agricultura y Tecnología Agrícola e Industrial del Instituto General y Técnico de Córdoba a partir del otoño de 1903. Fue concejal del Ayuntamiento de Córdoba entre 1912 y 1915, además de diputado provincial. En las elecciones de 1931 sería elegido diputado en las Cortes Constituyentes.

El socialismo, para Pedro Moisés Sánchez Galí

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Pedro Moisés Sánchez Galí (1885-1955) nació en Cuba, pero llegó a España en 1899, donde se graduó de maestro y entró en la Universidad de Salamanca, llegando a graduarse como doctor en Ciencias Naturales en el año 1908, Estudió Psicología en La Sorbona, Bruselas y Suiza. Ejerció la docencia en distintas localidades, hasta que se instaló en Almería donde fue catedrático de Ciencias Física y Naturales, además de director del Grupo Escolar Fundación Benéfico Social Paseo de Versalles.

¿Qué es el socialismo?, por Jaurès

(Tiempo de lectura: 1 - 2 minutos)

Siempre nos parece recomendable regresar a Jaurès. Hoy lo hacemos con el fragmento de un texto más amplio titulado “Un capítulo de nuestras vidas”, fijándonos en su definición de lo que sería el socialismo. Regresaremos muy pronto al político francés. El texto apareció en la sección de “Educación Socialista” de Vida Socialista, en su número del 18 de agosto de 1912.

El texto:

¿Qué es el socialismo?

La idea socialista es clara y noble. Nosotros afirmamos que la forma actual de la propiedad divide á la sociedad en dos grandes clases. La de los proletarios está obligada para vivir, para ejercer de algún modo sus facultades, apagar una especie de diezmo á la clase capitalista. He aquí una multitud de seres humanos, de ciudadanos, que nada poseen. No pueden vivir más que de su trabajo, y como para trabajar tendrán necesidad de costosos instrumentos de que carecen, vense obligados á ponerse á la disposición de otra clase que posee los medios de producción, el suelo, las fábricas, las máquinas, las materias primeras y los recursos monetarios acumulados. Y, naturalmente, la clase capitalista y propietaria, usando de su poder, hace pagar á la clase proletaria un gran censo. No se limita á recuperar los adelantos hechos por ella, á amortiguar el importe de los instrumentos. Del producto del trabajo obrero y aldeano se reserva todos los años é indefinidamente una gran parte: arriendo, renta del suelo, alquiler de inmuebles urbanos, renta del estado, renta de acciones y obligaciones, beneficio industrial y beneficio comercial.

Los inadaptados (o inconformistas) para Jaime Vera

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Jaime Vera escribió el 23 septiembre de 1912 un artículo, que se publicó en el número del 29 de ese mes en Vida Socialista con el título de “Los inadaptados”, donde reflexionó sobre la importancia de los que son tildados de inadaptados o rebeldes porque, como decía al final, “la calificación de inadaptados es gloriosa; y los inadaptados son esperanza de la patria y honra del linaje humano”, todo un canto contra el inconformismo, que no nos hemos resistido a rescatar en El Obrero:

Pedagogía socialista, por Emilio Ratti (1912)

(Tiempo de lectura: 2 - 3 minutos)

Seguimos aportando materiales históricos para la reflexión. Hoy acudimos al maestro de Escuela Nacional, Emilio Ratti, que publicó en Vida Socialista, en su número del 6 de octubre de 1912 un texto titulado “Pedagogía Socialista”.